Este sitio utiliza cookies, propias y de terceros, para dar un mejor servicio. Si continuas navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies.
No te lo pierdas No te lo pierdas

Noviembre 2022

L M X J V S D
  1 2 3 4 5 6
7 8 9 10 11 12 13
14 15 16 17 18 19 20
21 22 23 24 25 26 27
28 29 30
Cerrar
PSE EUSKADI

PSE-EE PSOE Euskal Sozialistak

Noticias

compartir  compartir

El PSE-EE defiende garantizar las ayudas al transporte público en 2023 y aumentar las deducciones por alquiler de vivienda

Foto 1
El Secretario General del PSE-EE, Eneko Andueza, junto a la Secretaría del Área de Política Institucional, Begoña Gil, durante la rueda de prensa ante los medios de comunicación | Fuente: Socialistas Vascos

Los Socialistas Vascos han puesto en marcha las actuaciones necesarias en las instituciones que gobiernan para garantizar las ayudas al transporte público en 2023 y que las personas usuarias puedan seguir utilizando los distintos sistemas (tren, metro, tranvía, autobús…) con los descuentos que se aplican en este momento y hasta fin de año.

Además, y en el marco de las propuestas fiscales para paliar los efectos de la inflación, el PSE-EE propone aumentar las deducciones por alquiler de vivienda, tanto a los arrendatarios como a los arrendadores, con el objetivo añadido de facilitar el acceso a la vivienda y contener los precios.

El Secretario General del PSE-EE, Eneko Andueza, ha anunciado que los responsables socialistas de las áreas de Transporte y Movilidad, tanto en el Gobierno Vasco como en las diputaciones y los ayuntamientos, impulsarán estas ayudas, que llegan al 50%, en los tres territorios.

Eneko Andueza ha hecho este anuncio, acompañado por la Secretaria de Política Institucional, Begoña Gil, y los diputados forales responsables de las áreas de Transporte Rafaela Romero, Carlos Ibarlucea y Miguel Ángel Gómez Viar, además de la concejala de Bilbao Nora Abete.

“Nuestro objetivo es alcanzar un nuevo compromiso para habilitar nuevas ayudas al transporte en 2023 y que estén garantizadas durante todo el ejercicio. Las instituciones vascas tenemos que ejercer nuestra responsabilidad. Quiero recordar que ésta es una competencia nuestra y que como responsables de la misma tenemos que dar una respuesta eficaz a la ciudadanía”, ha señalado Andueza.

La valoración de la dos propuestas ronda los 180 millones de euros, 80 para las subvenciones al transporte público y 100 para las deducciones, una cifra que Andueza ha comparado con los 250 millones de la deflactación del IRPF anunciada en julio.  

Begoña Gil ha recordado que la situación económica afecta a amplias capas sociales, pero que las medidas van más allá, en el caso del transporte, favoreciendo su uso y una mayor sostenibilidad, y en el del alquiler, ayudando a la contención de los precios.

“Estamos demostrando que se puede hacer frente a una crisis sin abandonar a los ciudadanos y ciudadanas que la sufren, cómo hizo la derecha en la de 2008, sino que, al revés, nuestro empeño fundamental está en proteger e la ciudadanía y evitar que nadie quede abandonado a su suerte”, ha explicado.

La Secretaria de Política Institucional ha detallado la propuesta de incremento de las deducciones por alquiler tanto a los arrendadores como a los arrendatarios. En el caso de los inquilinos, el PSE-EE propone que las deducciones actuales, que con carácter general son de un 20%, pasen a ser de un 35% y que las que hoy favorecen a determinados colectivos (familias numerosas, jóvenes, etc.) puedan llegar, al menos, al 50%. También se plantea modificar los topes establecidos hoy por las Haciendas forales.

Respecto a los arrendadores, el espectro de tratamiento fiscal de las Haciendas es distinto en cada territorio, pero a el PSE-EE aboga por una fórmula que esté vinculada a la contención de los precios de los alquileres: La medida se aplicaría siempre que los propietarios mantengan las rentas de sus inmuebles en línea con la renta media de la estadística del mercado del alquiler que publica el Gobierno Vasco.